Reingeniería de procesos

El nuevo entorno legal permite la incorporación de documentos electrónicos con validez jurídica y prescindir plenamente del papel, es decir, es plenamente factible definir todo un procedimiento sobre soportes digitales y establecer flujos de trabajo automatizados. Para  hacerlo, hay que lleva a cabo una reingeniería de procesos.

 

Son muchos los beneficios que aporta realizar una reingeniería de procesos en relación a ahorros de tiempo y costes de los procesos resultantes ya que las herramientas informáticas y los documentos electrónicos permiten la inmediatez entre la sucesión de tareas del proceso ya que no se depende del movimiento de papel y es posible un acceso inmediato en todo momento y desde cualquier lugar a la información relacionada. Además, facilita a la Administración Pública dar cumplimiento al derecho del ciudadano a relacionarse a través de medios telemáticos.

 

Durante el proceso de reingeniería se parte de la información del procedimiento preexistente en la Organización y se hacen reuniones con las áreas responsables, con el objetivo de identificar los motivos por los cuales es realiza cada una de las tareas existentes en el procedimiento y hacer la transposición al mundo electrónico.

 

A partir de aquí, se hace una propuesta alternativa de flujo de trabajo, poniendo especial énfasis en la manera como se deben introducir los documentos digitales en el proceso (formatos del documento, manera de obtenerlos, necesidades de digitalización).

 

Los especialistas de AGTIC pueden participar también en la gestión de la implantación del procedimiento sobre herramientas informáticas, así como en  su validación.

 

AGTIC aporta en este tipo de proyectos su conocimiento experto en la simplificación de procedimiento y en la gestión de la implantación de procedimientos sobre herramientas informáticas sin las cuales hoy en día no se podría pensar en la mejora y simplificación de procedimientos. Además, AGTIC aporta su conocimiento experto en aspectos jurídicos de especial relevancia para dotar a los procedimientos basados en documentos electrónicos de plena validez jurídica tanto en el ámbito público como privado.